Habitual Soledad

La soledad del poeta es la plenitud del poema (Ricardo Yáñez).

 
Leit motif
Los milagros que ocurren constantemente, siempre alrededor de Soledad. Esta es una bitácora para llevar el recuento de tales eventos.
Solitudine
Ma fa il possibile per non mettere in rima, rompe il verso, lo profana come un atto di resistenza.
Más del autor
Maga
hace poemas / piensa / la coartada abstracta / hace volar la moneda / y emprende su destino de ave / un truco más / Maga / la repetición interminable
viernes, octubre 27, 2006
.

Soledad se impacienta, toma el teléfono y marca, ya en sus dedos se intuye la pólvora que hay en su corazón.

¡No pienses que ignoro que el amor comienza en los tobillos, y se enreda y sube hasta conquistarlo todo!

Cuelga.

Pero todavía siente que hay fuego, en la punta de la lengua y en los dedos que hormiguean.

Pone hielos en un vaso, lo llena de agua, pasea de un lado a otro, mira por la ventana, bebe, aprieta los párpados.

Una vez que pasa media hora le llamo, estando más tranquila se puede hablar con ella y decirle que todo va a estar bien y que la amo.

Es cuando deja caer sobre ellas mis palabras, una lluvia de estrellas que la reconforta.

Pero hace una aclaración antes de colgar.

¡Masturbarse no es suficiente!

Afortunadamente es de tarde y la noche asoma.

La luna mengua lenta pero delgada se desplaza en las olas que trae la noche.

Caballito de mar.

Soledad tiene singulares rituales.

La luna le sirve de espejo y se las arregla para poder ver cualquier parte del planeta.

Tiene la mirada de un ángel.

Es entonces cuando sus palabras de amor caen en un torrente de luz.

Transgrede la naturaleza.

El destino que se retuerce y toma otros rumbos.

La noche sometida y en silencio.

Soledad enciende el sahumerio y las flores intempestivamente invaden el mundo.

Generalmente no existen las explicaciones satisfactorias.

Soledad no es la excepción.

Lo sabe y tiene una bitácora para llevar un registro de cada milagro que encienden sus ojos.

Tiene hojas de un lindo papel para escribir.

Lo hace con lápiz, porque el pasado tiene el extraño hábito de cambiar de forma.

Del futuro ni hablar.

La luz débil de la vela, con sus matices, filtra el aroma que conoce de todas las aventuras nocturnas.

De ahí el té de luna que a veces ofrece en las reuniones.

A final de cuentas Soledad se da sus mañas para multiplicar sus ojos.

Líquidos a veces, infranqueable otras, ficticios también.

Por eso cada llamada es una guerra que termina en una tregua.

En una excusa para hablar de la luna.

Y de todo lo que pudo ser.

.
Por Oscar Huerta @ 3:29 p. m.  
El autor
Yo: Oscar Huerta
Desde: Guadalajara, Jalisco, Mexico
Mi info: en blogger
Enlaces
Bitácoras
Anteriormente
Por mes
Juguetitos

Free Blogger Templates

BLOGGER




imagen
© Habitual Soledad .Template by Isnaini Dot Com